En tiempos de crisis buenos son los Donettes
3 de noviembre de 2008
8

¿Os acordáis de aquel anuncio?

Donettes… te salen amigos de todas partes

Pues con las redes es sociales es más o menos lo mismo ¿A quien no le han salido amigos que ni tan siquiera conoce? Y es hacer amigos para algunos es cuestión de coleccionista. O una sencilla cuestión de spam pervertiendo la finalidad de estas redes para hacer llegar al máximo número posible de usuarios su basura. No se si serán robots los que intentan generar granjas de contactos pero lo que si que es cierto es que no se puede aceptar a la ligera cualquier petición de “amistad” que llega de cualquiera de estas redes.

En mi caso respecto de Facebook, Twitter o Plurk, y se que no lo hago 100% correctamente, si no conozco al solicitante miro su perfil previamente para poder hacerme una idea de quien puede ser y si puede ser interesante que pase a formar parte de mis contactos. En Facebook un valor a tener en cuenta es el número de contactos comunes que hay previamente, por lo que si un número elevado de mis contactos ya le ha otorgado la confianza yo normalmente también lo hago. En twitter, si no lo conozco, un dato relevante es el número de usuarios que sigue el que hace la petición. Y si es como ocurre en ocasiones que sigue más de 1000 usuarios y sólo tiene unas pocas docenas de seguidores sólo podéis pensar que es un usuario que pretende tener seguidores añadiendo el máximo de usuarios. O en Plurk que de repente se quieren hacer “amigo” tuyo un montón de usuarios que ni conoces…

El caso es que este tipo de plataformas están en su momento álgido y acaparando el valor real de Internet. Facebook ya cuenta con 110 millones de usuarios y tiene hasta su propia guerra de clones con los competidores que le han salido en China (Kaixin001 y Xiaonei) y en España Tuenti ha adquirido un valor de mercado de 28€ por usuario.

Multiplicar, multiplicar…

El éxito de estas plataformas según Ícaro Moyano de Tuenti se debe a su capacidad de ser locales, es decir, de plasmar en Internet redes existentes de gente que ya se conoce. Por lo tanto su expansión vendrán por la capacidad de estas redes de segmentarse localmente. Otro valor añadido, según él, es el carácter de privacidad que ofrecen estas plataformas de cara al resto de Internet ya que no son indexables internamente. Es decir, son opacas al exterior. Esto según Carlos Blanco hablando de la sesión de Blogs La Conversación.

Me da que pensar y creo que esas capacidad de segmentación habrá que utilizarla no sólo para definir ámbitos geográficamente cercanos, sino también tendrán que segmentarse por intereses. De hecho Xing ya tiene más de 20.000 comunidades de este tipo. De todas maneras la implantación de estas redes normalmente se suelen generalizar de una manera más geográfica que atendiendo a otro tipo de criterios.

Con la crisis se ha notado un incremento de inscripciones en redes de tipo profesional como LinkedIn. Y es que los contactos es un valor en alza en estos tiempos de parón económico, por que nunca se sabe…

Muchos sitios se están reconvirtiendo en plataformas con elementos de red social. Sitios en los que se permite a los usuarios generar contenidos, poder contactar entre ellos o compartir recursos. Entre ellos Open ProPolis, en breve, dará un salto en ese sentido. El Socializarse, es una evolución natural que tarde o temprano también darán muchas organizaciones para hacer una mejor gestión del conocimiento.

De momento ya hay estudios que aseguran que este tipo de networking es positivo para la empresa. Por lo tanto hay que tener en cuenta las características de una red social para sopesar la posibilidad de poner en marcha una relacionada con nuestra actividad o negocio.

Las características de una comunidad virtual según Genís Roca serían: Fidelización, Compromiso, Participación, Intereses comunes, Capacidad de influir en el diseño y composición del site en el que se desarrollan las actividades, Sentimiento de pertenencia, Señales de identidad externas, Identidad y Relaciones.

Son ya muchas empresas las que han adoptado estrategias de comunidad para mejorar sus servicios y productos y son también algunas Administraciones Públicas las que empiezan a tenerlas en cuenta.

En definitiva, que en tiempos de crisis buenos son los donettes

8 comentarios

  1. F

    Creo que la segmentación de las redes sociales era un paso inevitable, pero lo raro es que ésto no le está restando usuarios a facebook, por el contrario, pareciera que se fortalece cada vez más, y que cada nueva red social nos recuerda a la primera…

    1. @Facundo, son redes diferentes y por lo tanto el uno de una no invalida a la otra. Aunque en funcionalidades ya sean muy parecidas el objetivo es totalmente diferente.

      Gracias por tu comentario,

  2. r

    Carlos, me viene al pelo el tema! Ayer mismo estuve explicando a varias personas algo que se ha de comenzar a valorar mucho, el “Capital Social” que según el libro de Clay Shirky Here comes everybody se divide en dos partes, como una balanza, por un lado: Capital Vinculante, el que podemos relacionar directamente con la calidad, confianza y profundidad de nuestra red. Por otro lado tenemos el Capital Puente, es decir, la cantidad de conexiones que tenemos, es mayor cuantas mas conexiones tienes…y este es el que la gente valora como locos, dicen, tengo 2000 seguidores! Tienen la balanza del capital social descompensada, porque luego les preguntas, ¿y cuantos retwitean algo cuando se lo pides?…y te responden, 3 o 6 mas o menos…ese, es el capital vinculante de esa persona, entre 3 y 6.
    ¿que te parece?
    Saludos!!!

  3. B

    […] En tiempos de crisis buenos son los Donettes de K-Government […]

  4. P

    […] Redes sociales y Donettes: Te salen amigos por todas partes. Yo preferiría llamarlos “contactos”. Amigos-amigos, en realidad, tenemos pocos. […]

  5. R

    […] Redes sociales y Donettes: Te salen amigos por todas partes. Yo preferiría llamarlos “contactos”. Amigos-amigos, en realidad, tenemos pocos. […]

  6. S

    Me temo que a muchos nos están llegando las invitaciones de estas redes sociales sólo en ese formato de coleccionistas que cuanto más numeritos tengan más felices se sienten.

    ¿Y cuánta gente rechaza una petición de linkedin de alguien a quien no conoce? ¿Y si es alguien a quien conoce, pero que no le merece ni mucho menos confianza? ¿Quién decide rechazarla y quedar mal, si tan solo es un click?

    Tan solo es un click. Y nada más después en el 99% de los casos. ¿No devalúa eso tremendamente el valor de las redes sociales? O mejor dicho, el valor de estas herramientas, que están siendo dedicadas a crear una redes sociales llenas de paja, de números hueros. Salvo que empiecen a cambiar las cosas (y rápido, la desilusión es muy difícil de curar luego), las redes sociales llevan camino de convertirse en esos tarjeteros repletos que te enseñan algunos (malos) comerciales para impresionarte con “todos los contactos que tengo”. Sí, tienes su tarjeta, ¿y?

    1. @Santiago, en parte tienes razón y el símil que utilizas es del todo correcto. Hay mucho usuario que tener una colección de enlaces (cuanto mayor mejor) es su objetivo. Unos puede que para rellenar su ego y hacer ver que son hiperactivos en la red, otros utilizan dichos enlaces para spammear sin miramientos una vez han cazado unos cuantos cientos de contactos. Queramos o no algunas de estas redes y por supuesto alguno de los Social Media como Twitter se constituyen en verdaderos canales de difusión y eso es lo que atrae a muchos.

      A veces tengo la impresión que han repartido megáfonos por la calle y que todo el mundo está intentando que el resto les escuche a fuerza de gritar más y más. Puede que se tuviera que hacer un replanteamiento con el tema comunicativo pero creo que de momento el grado de confianza que puede ofrecerte un contacto es un factor para considerar una información relevante o no.

      Pero, y ya para acabar, gran parte del mal uso es debido a los propios usuarios que no observan unas mínimas normas a la hora de establecer conexiones y compartir información…

Los comentarios están cerrados.